La falta total de educación sexual para adolescentes con discapacidades es particularmente alarmante, dado que las personas con discapacidades tienen un riesgo mucho mayor de sufrir agresiones y abusos sexuales. De hecho, los niños con discapacidades tienen hasta cuatro veces más probabilidades de enfrentar abusos y las mujeres con discapacidades tienen casi un 40% más de probabilidades de enfrentar abusos en la edad adulta.

Este es un material de orientación para profesionales que apoyan y consultan a los padres en términos de problemas con el comportamiento sexual y las necesidades sexuales de sus hijos con discapacidades

La sexualidad rara vez se aborda adecuadamente en nuestras sociedades, especialmente a los niños con discapacidades. Asuntos como la salud sexual, el consentimiento y la reproducción a menudo no se discuten y pueden conducir a embarazos no deseados y abuso sexual. Los niños con discapacidades confían en sus padres para brindarles la información necesaria para llevar una vida sana y feliz, que incluye educación sexual.